¿Necesita su empresa un Influencer?

Esta es una duda que ronda en la mente de los líderes de la comunicación empresarial, convirtiéndose en un reto por la poca referencia que se tiene frente al tema y a su vez, en una oportunidad para posicionar la marca en un nuevo segmento de mercado a través de un canal que poco a poco va tomando fuerza en una estrategia de marketing.

influencers-callzi

La necesidad de tener o no, un influencer en las campañas comunicativas de la organización parte de premisas como la reputación, la credibilidad en el contenido, así como la facilidad que esta personalidad tiene para llevar en su día a día el nombre de la empresa a las comunidades que han consolidado a través de plataformas como Facebook, Instagram o Youtube.

El equipo responsable del marketing empresarial, debe migrar información al lenguaje virtual y reconocer quién es el influencer adecuado para abanderar su mensaje, existir una coherencia. A lo que se suma que cantidad no es calidad, porque que puede ser que la comunidad que sigue a ese líder, no es el nicho al cual la empresa quiera llegar con su producto o servicio.

Un estudio realizado por la Asociación Federal de Economía Digital en Alemania evidenció que el 50% de los jóvenes toman como guía a un influencer para realizar las compras. Lo que generó que al finalizar el 2018 las empresas invirtieran en este tipo de pauta hasta un 65% de su presupuesto. Que para el caso de Colombia el crecimiento se notó “al pasar de 137.000 en el primer trimestre de 2018 a 183.306 millones en el mismo periodo de 2019, según el Interactive Advertising Bureau (IAB)”*.

Ahora bien, se debe tener en cuenta que la mayoría de influenciadores hace uso de Instagram, plataforma que nació hace 10 años, en la cual se hacen 500.000 historias diarias y al mes tiene mil millones de usuarios en su mayoría jóvenes, que siguen el contenido de personas como Paulatips, una bogotana que comparte tutoriales de maquillaje y que puede llegar a cobrar por campaña entre 100.000 y 150.000 dólares.

Considerando el boom que ha generado este mercado, la Superintendencia de Industria y Comercio ha elaborado un documento con el cual, se pretende regular la información que transmiten los influencer a través de sus perfiles, ya que para el caso de las bebidas alcohólicas y cigarrillos “se saltan las normas actuales debido a que no hay restricciones de horario o lenguaje”.*

Lo cierto es que, más que la necesidad de incluir un influencer en una campaña de marketing, las organizaciones tienen el reto de migrar su infraestructura a lo virtual, porque se convierte en un canal más para ofertar sus productos y/o servicios, pues las personalidades que hacen dinero a través de las redes sociales, llegaron para quedarse y ser parte de un nuevo modelo de marketing, el digital.

 

Fuentes: *Forbes.co https://bit.ly/2yeVvwF  /  https://bit.ly/3e2VOKp / https://bit.ly/3g1CG15  /  https://bit.ly/36fSRDp  /  https://bit.ly/2zMQxrq

Redacción de Contenido por: Isabel Uribe

Leave your thought here